15 de julio de 2008

Jujuy: Cuestionan a designación de un Juez de la Corte Provincial

San Salvador de Jujuy, 4 de marzo de 2008 (Agenda Pública).
“Con un miembro de la Corte provincial cuestionado, ningún ciudadano tiene garantías de un buen servicio de justicia”, coincidieron las organizaciones de derechos humanos Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos de Jujuy e HIJOS, al presentar un recurso judicial donde cuestionaron el reciente nombramiento del Dr. Sergio Marcelo Jenefes como Vocal del Superior Tribunal de Justicia de la Provincia de Jujuy.

Jenefes se desempeñó como funcionario durante la intevención militar que condujera en Jujuy el Gral. Fernando Urdapilleta. Además Jenefes fue nombrado en un proceso sospechado de irregularidades, en una maratónica sesión extraordinaria de la Cámara de Diputados de la Provincia de Jujuy, los últimos días del año 2007.

Inés Peña en representación de Madres y Familiares y Eva Arroyo miembro de HIJOS, con el patrocinio letrado del Dr. Pablo Pelazzo, interpusieron una acción de amparo y solicitaron la “nulidad e inconstitucionalidad de la sesión legislativa donde se designó al abogado Sergio Marcelo Jenefes como Ministro de la Corte de Jujuy”, el 28 de diciembre de 2007.

El Dr. Pablo Pelazzo explicó que además solicitaron el apartamiento (recusación) de los actuales miembros de la Corte Provincial de Justicia, por cuanto han intervenido en el proceso de formación del acto institucional que se cuestiona. En efecto, los Vocales José Manuel del Campo, Sergio González y María Silvia Bernal el 18 de febrero último tomaron el juramento requerido por ley al Dr. Jenefes sin manifestar oposición alguna, y habiendo rechazado anteriormente medidas cautelares solicitadas en el marco de los amparos, interpuestos por el mismo motivo por el diputado Oscar Agustín Perassi, del Frente Primero Jujuy y por la Central de Trabajadores Argentinos de Jujuy, liderada por el dirigente estatal Fernando Acosta.

PORQUÉ SE CUESTIONA LA DESIGNACION DEL DR. JENEFES

En la presentación de las organizaciones de derechos humanos de Jujuy se precisa que existieron irregularidades en la sesión extraordinaria de la Legislatura de Jujuy donde se prestó acuerdo al pliego del Sergio Jenefes elevado por el Poder Ejecutivo Provincial para su aprobación.

En efecto, “el Poder Ejecutivo jamás acompañó en el pliego remitido a la Cámara, el Currículum del abogado Sergio Marcelo Jenefes, con lo cual los diputados no pudieron merituar sus antecedentes laborales y académicos. “Los diputados carecieron de un elemento fundamental y es esta ausencia de antecedentes la que impide evaluar la idoneidad del postulante y por ende afecta la transparencia del proceso”, consideraron las referentes de las organizaciones que promovieron el recurso.
El Reglamento Interno de la Legislatura de Jujuy, en su art. 134 exige que a los fines de que el cuerpo preste Acuerdo respecto de un pedido requerido por el Poder Ejecutivo, DEBERA CONTAR CON TODOS LOS ANTECEDENTES CURRICULARES DEL PROPUESTO SIN LOS CUALES NO PODRA TENER EL TRATAMIENTO PARLAMENTARIO”.

Los organismos de derechos humanos también resaltaron que la sesión legislativa carece de validez porque no se cumplieron con todas las previsiones del Reglamento interno en cuanto a la convocatoria. Explicaron en tal sentido que “seis diputados fueron notificados el mismo día de la sesión, mientras que otros tres no tomaron conocimiento de ese acto, por falta de notificación efectiva”. A ello sumaron la falta de publicidad de la sesión cuestionada, con lo cual la comunidad no tuvo el conocimiento para participar de la misma y por tanto, no pudo expresar su postura respecto del pliego del Dr. Jenefes. “Es evidente que existió una clara intención de evitar que los temas a tratar en la Sesión trascendieran, lo cual torna al acto totalmente arbitrario y por ende nulo e inconstitucional”, afirmó el Dr. Pelazzo.

Cabe indicar que antes de tomar estado parlamentario el pliego de Jenefes, durante la sesión cuestionada el diputado Pablo Baca, hizo referencia a las notas presentadas ante la Cámara por distintas organizaciones de Derechos Humanos (HIJOS, Madres y Familiares de Detenidos y Desaparecidos de Jujuy, CEPRODH, Comisión Municipal de Derechos Humanos) respecto de los antecedentes del abogado Jenefes como funcionario del régimen dictatorial en nuestra provincia”.

Jenefes fue designado por Decreto del Poder Ejecutivo de Jujuy, N ° 166-BS, del 21 de mayo de 1976, como Director de Administración de Tierras Fiscales, dependiente del Ministerio de Bienestar Social. Posteriormente, por Decreto del Poder Ejecutivo de Jujuy, N ° 402-BS, del 26 de junio de 1976, fue noembrado Subsecretario de Promoción y Asistencia a la Comunidad, dependiente del Ministerio de Bienestar Social.

“A pesar del planteo realizado por los organismos de derechos humanos introducido al debate parlamentario por el diputado Baca, no se discutieron ni analizaron los antecedentes del abogado Jenefes, ni tampoco se le dio oportunidad al postulante para expresarse en tal sentido”, agregó Pelazzo quien observó que “hubo una manifiesta arbitrariedad en la designación del postulante”.

El abogado patrocinante en el escrito presentado a la justicia observó que durante la sesión legislativa y según se desprende de la versión taquigráfica, el diputado Miguel Morales al escuchar las objeciones de Baca expresó “su menosprecio por la necesidad de que los actos de gobierno cuenten con la legalidad necesaria, creyendo que los mismos fundan su validez en la mayoría que ostenta el partido que representa”.

Dijo Morales en la sesión: “nos hemos sentado en estas bancas a poner en tela de juicio la legalidad de algo que el gobierno ha legitimado por el voto popular; cuando anteriormente aquí se han mandado acuerdos, han entrado jueces desde que yo estoy en esta provincia, (volviendo después de haberme tenido que ir por los golpes de la dictadura militar), jamás paso otra situación distinta a esta, o sea que esto no es nada nuevo”.
Observó Pelazzo que el diputados Morales reconoció en la propia sesión que “no es nada nueva la arbitrariedad en la aprobación de los pedidos de acuerdo para la designación de los jueces”.

Cabe apuntar que en la Provincia de Jujuy no existe Consejo de la Magistratura para la selección de los jueces provinciales. El mecanismo previsto en la Constitución de Jujuy establece que el Poder Ejecutivo eleva a la Cámara de Diputados el pliego del postulante a la Corte y es la Cámara la que presta o no acuerdo, previo análisis de la Comisión de Asuntos Institucionales.

Como el pliego remitido por el Poder Ejecutivo tomó estado parlamentario en la sesión extraordinaria del 28 de diciembre de 2007, la propia Cámara resolvió constituirse en Comisión y rápidamente aprobó el pliego, sin análisis alguno de los antecedentes de Jenefes y desoyendo las objeciones realizadas por el diputado Baca que daban cuenta de la participación de Jenefes en un gobierno inconstitucional.

“La transparencia en el régimen de nominación de nuestros jueces es uno de los temas reiteradamente reclamados por nuestra sociedad, reclamo que motivó la creación del Consejo de la magistratura y el Jurado de enjuiciamiento a nivel nacional en la reforma de 1994, instituciones que también fueron creadas en distintas provincias de nuestro país, como es el caso de Salta. Así es como Jujuy no escapa a este reclamo, y a pesar de ello debemos asistir a hechos como el que denunciamos y que van a contrapelo de nuestra democracia, profundizando arbitrariedades y actos inconstitucionales” señalaron las organizaciones de derechos humanos.

“Sergio Marcelo Jenefes, ha omitido denunciar antecedentes disvaliosos, como es su pasado como funcionario de un gobierno golpista y genocida, antecedentes que podrían haber determinado a los integrantes de la Cámara de Diputados de la Provincia, y a la Opinión Publica, rechazar el pliego presentado. Tal retaceo traduce un comportamiento moral incompatible con el perfil que debe tener un ministro del Superior Tribunal de Justicia de Jujuy” manifestaron las representantes de Madres y Familiares e HIJOS.
Consideraron también que “el Estado democrático, y con mayor razón el Máximo Tribunal de Justicia debe albergar a personas dignas, honestas e idóneas que beneficien a la sociedad”, además la Constitución Provincial en su art. 162 "....inc.2 señala que “no podrán desempeñarse en el Poder Judicial, los magistrados y los funcionarios que hubieran sido removidos o se apartaren del juramento de obrar de acuerdo con el orden constitucional y de defender sus instituciones. Objetivamente Jenefes violó el art. 6 de nuestra constitución que expresa: “En ningún caso las autoridades provinciales, so pretexto de conservar el orden invocando la salud pública o aduciendo cualquier otro motivo, podrán suspender la observancia de esta Constitución ni la de la Nación, ni vulnerar el respeto y efectiva vigencia de las garantías y derechos establecidos en ellas."

Finalmente resaltaron las organizaciones que “el aceptar desempeñar funciones en un gobierno significa un acuerdo tácito con las políticas que lleva a cabo el mismo, y por ende coincidir con la política de genocidio que implementó el terrorismo de estado en nuestra provincia, lo que generó un costo humano de más de cien desapariciones forzadas y cientos de detenciones. Es lógico suponer que, por su presencia en los niveles mencionados, el abogado Jenefes es también portador de información sustancial para el esclarecimiento de los crímenes de lesa humanidad cometidos y, no existe registro alguno, en ninguna de las instancias de investigación, desde 1984 a la fecha, de una presentación espontánea del mismo para aportar al esclarecimiento de dichos crímenes, resultando de esta manera éticamente inhábil para ejercer el mayor cargo en el sistema judicial de nuestra provincia”.

Por contactos comunicarse con:Eva Arroyo, miembro de HIJOS. Tel 0388 4262930 o 0388 154078075
Dr. Pablo Pelazzo, patrocinante: 0388 154075993