18 de agosto de 2008

LA GESTION DE LA QUEBRADA, UN DESAFIO

San Salvador de Jujuy, 18 de agosto de 2008 (Agenda Pública) El Coordinador Provincial del Foro de Agricultura Familiar, Ismael Vilte, consideró que en la región de la Quebrada de Humahuaca continuarán produciéndose conflictos con las comunidades si es que no se establece claramente, a través de la legislación, qué actividades pueden desarrollarse, los lugares planificados al efecto y la manera de llevar adelante emprendimientos sin que esto transforme la fisonomía de la zona declarada Patrimonio de la Humanidad.

“La gente está sensibilizada ha tomado conciencia sobre la necesidad de preservar, no sólo un estilo de vida,a sino la vida misma. Por eso ha comenzado a reaccionar y movilizarse”, dijo Vilte.
Acotó que, “lamentablemente, los funcionarios no parecen hacer una lectura adecuada de este proceso y eso hace que las decisiones que se adoptan muchas veces colisionan con las expectativas de las comunidades ¿Cómo se explica que, sabiendo que la explotación minera es incompatible con la gestión del patrimonio natural y cultural, se hayan autorizado cateos? ¿Cómo puede ser que, sabiendo que los pobladores de La Ciénaga, Patacal y Quisquiri no quieren que usen agua de esos lugares para la hotelería de Purmamarca; Agua de los Andes disponga trabajos sin tener en cuenta las tratativas que se venían realizando y violando el deber de coordinación del Municipio?” interrogó Vilte.
El dirigente observó que “desde la Declaración de la Quebrada de Humahuaca como Patrimonio natural y cultural se han venido generando situaciones que ponen en evidencia situaciones que afectan las necesidades, intereses y pautas culturales de las poblaciones”. Por ello consideró Viste “es necesario que la Legislatura empiece a compatibilizar la legislación existente con la gestión de la Quebrada de Humahuaca- Patrimonio Mundial- porque de lo contrario, cada repartición seguirá aplicando, en abierta contradicción, la normativa vigente”.